Novedades

Por: comKids (Redactor)

PEDRO E BIANCA_CASA-p

foto: divulgación

Los Premio Emmy, evento de gran reconocimiento en la evaluación de programas de televisión, anunció la selección de la serie Pedro & Bianca, producida por la TV Cultura de São Paulo. La categoría en la que competirá es la Emmy Kids Awards 2013, junto con otras dos producciones, una danesa y una de Irlanda. La decisión se dará a conocer el 10 de febrero del 2014.

Pedro & Bianca aborda temas de la juventud a través de dos hermanos que estudian en una escuela pública del suburbio de São Paulo. Se centra en dos frentes: la adolescencia y la educación pública. Durante el proceso de producción, la serie se basó en investigaciones realizadas en diversas etapas, de los guiones a la grabación, del preparo del elenco a la dramaturgia virtual.

En la ficción, los hermanos gemelos (él blanco y ella negra), viven las aventuras de esta compleja fase de la vida. Sabemos que durante la adolescencia el joven tiene múltiples expectativas y acaba pasando por frustraciones. Sea en el rendimiento escolar, la aceptación entre los colegas, a la libertad, al trabajo, a la inserción en el mundo de los adultos, a las relaciones de amor, al sexo,… Por supuesto, es en esta edad que los impulsos contestarios se vuelven más evidentes. Los conflictos entre los deseos de los jóvenes y las posibilidades que la sociedad les ofrece son enormes. A eso se suman los problemas contemporáneos, tales como la fragilidad de los vínculos, la inestable institución familiar, el acoso virtual y el nuevo status de los géneros: jóvenes asumiendo, probando y descubriendo su sexualidad.

Uno de los grandes retos de la serie, nos cuentan los productores, fue llevar a las pantallas los temas de la adolescencia, tomando como referencia la juventud de hoy y no a la que tuvieron sus creadores, guionistas, directores, consultores etc.

Uno de los primeros pasos para llegar a eso fue promover un diálogo entre los creadores de la serie, guionistas y un grupo de ex-alumnos de la red pública que estuvieron en la escuela secundaria recientemente. El grupo estaba formado por personas con diferentes perfiles sociales, que aceptaron contar sus historias al director (Cao Hamburger) y su equipo. Trajeron historias divertidas, juegos, chistes, relatos de sus relaciones con sus maestros, grupos de amigos, coqueteos, rivalidades, transgresiones, fugas de las clases, caminos escondidos en la escuela, la influencia familiar, casos de acoso escolar…

PEDRO E BIANCA_ESCOLA-p

foto: Jair Magri

El equipo de guionistas visitó varias escuelas, hablando con los estudiantes, directores y maestros e identificando la función de otros agentes de la escuela. Así, Pedro & Bianca logró reflejar a la realidad. A lo largo de la serie, mientras que el equipo de guionistas trató de crear un drama interesante, una historia divertida y consistente, los miembros del equipo de Proyectos Educativos de la Fundación Padre Anchieta trataron de mantener la serie siempre alineada con la realidad de las escuelas públicas.

A menudo son los pequeños detalles que hacen la diferencia. Por ejemplo, ¿Cuál es el contenido de la Sociología o la Historia previsto para el inicio del primer año de Secundaria? Porque cuando los estudiantes de las escuelas públicas asisten a la serie, se dan cuenta de que lo que Pedro, Bianca y sus amigos están estudiando, ellos también lo están. Y, muchas veces, el tema que está siendo abordado en las clases se desarrolla en la vida de los protagonistas.

Después de una gran investigación, la Escuela Estadual Alberto Torres ha sido seleccionada como localización de las grabaciones. Es una escuela grande, con excelentes condiciones para la producción del programa. Como se informó anteriormente, el propio colegio se ha vuelto un laboratorio de investigaciones, pues el equipo de producción estaba en constante diálogo con el consejo escolar, lo que ha permitido que las grabaciones también se diesen durante las horas de clases.

pedro e bianca-p

foto: Jair Magri

Fueron grabados 46 episodios de ficción y cinco episodios temáticos. Estos últimos fueron creados de la siguiente manera: un tema se ponía de relieve – prejuicios, por ejemplo –y a partir de él se elegían fragmentos de episodios que abordaban el tema (a lo largo de la serie, un mismo tema aparece en varios episodios). En ellos, Pedro y Bianca, en el momento actuando como Giovanni Gallo y Heslaine Vieira, son los mediadores de las charlas, junto a los alumnos de la red pública de enseñanza.

La selección de las Instituciones de Enseñanza para los programas temáticos fue hecha a partir de indicación de la Secretaría de Estado de Educación. Muchas de ellas eran Escuelas de Enseñanza Secundaria a Tiempo Completo. El proceso de selección fue interesante: el equipo pedagógico de la serie fue a las escuelas, habló con alumnos interesados en participar del programa y discutió algunos temas con ellos, que iban desde violencia doméstica a las políticas públicas.

Los episodios temáticos permiten un loop, el discurso de los alumnos nos invita a ver la serie, mirar aquel joven una vez más y preguntarnos ¿cómo nos estamos relacionando con los jóvenes de hoy?

La serie está en las plataformas digitales más accedidas por los jóvenes. Hay un canal de YouTube con todos los episodios exhibidos y una página del Facebook. Tanto Pedro cuanto Bianca interactúan con los internautas vía blog, Twitter y Facebook.

Las investigaciones del lenguaje e intencionalidad fueron realizadas en blogs de rollers, artistas del graffiti, chicos y chicas de la Secundaria.

Por fin, cada personaje ganó un perfil en las redes sociales y los episodios han ganado continuidad en el ambiente virtual. Por un lado, tenemos a Pedro, tratando de mostrarse como un chico seguro, moderno y lleno de actitud; por otro, tenemos a Bianca, sensible y llena de ideas profundas en sus posts. Otros personajes también adquirieron un perfil en las redes para apoyar a los protagonistas, y volver aún más dinámica la segunda vida de la serie.

Pedro & Bianca ha ganado el primer premio en la competencia del comKids – Prix Jeunesse Iberoamericano 2013, en la categoría 12 a 15 años ficción.